El fallo sostiene, incluso, que quienes conducen vehículos para Uber desarrollan “una actividad comercial lícita”.

Un Tribunal desestimó la denuncia penal del sindicato de taxistas contra Uber por considerar que no es delito sino “un entuerto netamente comercial”.

img_3378_thumb

El fallo sostiene, incluso, que quienes conducen vehículos para Uber desarrollan, en ese contexto, “una actividad comercial lícita”, y en todo caso podrían existir faltas administrativas o infracciones de tránsito, mas no delitos.

El juez de instrucción Luis Zelaya se adhirió al dictamen del fiscal Jorge Ballestrero y desestimó por “inexistencia de delito” la denuncia que la gremial de los taxistas formuló contra 33 conductores de Uber por los presuntos delitos de “entorpecimiento del transporte, desobediencia, competencia desleal, instigación a cometer delitos y asociación ilícita”.

Fuente: La Nación.

Juan Castro

Redactor